Otro fin de semana de “avalanchas y caos” en el medio natural regional

Los ecologistas consideran una irresponsabilidad que la Consejería de Medio Ambiente haya permitido, una vez más, que se llegue a esta situación

Redacción/. Aparcamientos desbordados, vehículos estacionados en zonas no autorizadas, adultos y menores bañándose en ríos y embalses, perros persiguiendo fauna silvestre, vecinos intentando frenar las avalanchas de visitantes, ayuntamientos desbordados intentando hacer cumplir las medidas de seguridad, etc., es la situación que se volvió a vivir en en el medio natural el pasado fin de semana, denuncian ARBA, Asociación Ecologista del Jarama El Soto, Ecologistas en Acción, GRAMA y Jarama Vivo.

Los colectivos ecologistas consideran una insensatez permitir que la gente haga lo que le venga en gana por el riesgo de contagios que pueden producirse entre visitantes y habitantes de los municipios visitados. Además, estas aglomeraciones dejan grandes cantidades de basura, producen ruidos, la gente se interna con sus vehículos por cualquier acceso, incrementándose el riesgo de incendios y se producen daños a la fauna que se encuentra en periodo de cría, denuncian las organizaciones conservacionistas.

Por ello, ARBA, Asociación Ecologista del Jarama El Soto, Ecologistas en Acción, GRAMA y Jarama Vivo, van a pedir a los grupos parlamentarios de la Asamblea de Madrid que soliciten comparecencias de la consejera de Medio Ambiente y del consejero de Justicia para que expliquen los motivos por los que durante dos fines de semana han permitido las avalanchas de personas en el medio natural, poniendo en riesgo a los habitantes de los municipios de la región y al medio natural.

Una respuesta a “Otro fin de semana de “avalanchas y caos” en el medio natural regional

  1. Es evidente que no pocos seres humanos, desgraciadamente la mayoría, no tienen arreglo. Riesgo de contagios, contaminación, afectación a especies silvestres y un largo etcétera porque estos individuos no soportan cumplir las más elementales normas sanitarias, de educación y de convivencia y además su irresponsabilidad no tiene límites. Dentro de la tremenda gravedad de esta pandemia había una cosa buena y era que se habían recuperado parcialmente algunas especies y se había dotado de cierta tranquilidad a los espacios naturales, tranquilidad necesaria para que muchas especies criaran y sacaran adelante sus nidadas y camadas. Pues nada, todo lo ganado se va perdiendo día a día.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s