Ecologistas en Acción se opone a la destrucción de las Lagunas de Ambroz


Ecologistas y colectivos vecinales exigen la declaración del entorno de las lagunas, donde encuentran refugio muchas especies de aves, como zona protegida 

Redacción/. Ecologistas en Acción Madrid ha denunciado esta semana ante el consejera de Medio Ambiente regional las irregularidades en la tramitación ambiental de la explotación de sepiolita que se pretende realizar sobre las Lagunas de Ambroz, instando que se declare la nulidad de la Declaración de Impacto Ambiental por omitir la participación ciudadana a lo largo del proceso. La entidad ecologista también se ha personado ante el departamento de minas para evitar que puedan ser aprobados los proyectos.

Las Lagunas de Ambroz se encuentran en el distrito de San Blas-Canillejas, entre la M-40 y la R-3, que la separa de Vicálvaro. El abandono de la antigua explotación minera hace más de una década ha permitido la naturalización de los huecos que se han convertido en un verdadero santuario para más de medio centenar de especies de aves, incluyendo una colonia de varias decenas de parejas de avión zapador, ave incluida en el Listado de Especies Silvestres en Régimen de Protección Especial del Ministerio para la Transición Ecológica, señala Ecologistas en Acción.

El proyecto de explotación y el plan de restauración contemplados en la Declaración de Impacto Ambiental implicarían la destrucción de las lagunas y su posterior relleno, imposibilitando que la zona siga funcionando como corredor ecológico y refugio de biodiversidad y que en el futuro se convierta en zona protegida como reclaman Ecologistas en Acción y la Mesa de Medio Ambiente de San Blas-Canillejas.

Las Lagunas de Ambroz se han convertido en un verdadero santuario para más de medio centenar de especies de aves

Más allá de la destrucción de los valores ecológicos de las lagunas, el reinicio de la actividad minera supondria el incremento de la contaminación acústica y emisiones de partículas en las zonas próximas, estando las viviendas más cercanas a apenas 270 metros y a muy poca distancia del parque de la Vicalvarada y del polideportivo de Vicálvaro. Todos estos aspectos, denuncian ecologistas y vecindario, no fueron adecuadamente considerados en el trámite ambiental que necesariamente debe reiniciarse.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s