Una pareja de halcones peregrinos tiene tres crías en un nido en el Hospital 12 de Octubre


La identificación de la pareja de padres halcones, correctamente anillados, determina que nacieron en el año 2020

Redacción/. El Hospital Universitario 12 de Octubre, centro público de la Comunidad de Madrid, tiene dos nuevos inquilinos instalados en la azotea de su Residencia General desde 2022. Se trata de una pareja de halcones peregrinos que ha escogido la planta 18 del edificio de hospitalización de adultos, a 72 metros de altura, para asentarse en una zona urbana y controlar la fauna avícola del entorno. Este año las dos aves han conseguido reproducirse y han tenido tres crías.

Cría de halcón peregrino. (Foto CAM).

La pareja de halcones del Hospital 12 de Octubre ha tenido tres crías este año, marcadas a los 15 días de nacer con dos anillas: una oficial que se utiliza en el marcaje de aves silvestres y otra de lectura a distancia, que permite su identificación con prismáticos. Desde la primavera, época en la que nacieron, han estado tutelados para seguir su evolución y ya se ha comprobado que han conseguido volar y ser independientes de sus progenitores. Su control está a cargo de la Asociación Halcones Urbanos -biólogos que hacen el seguimiento de la población urbana del halcón peregrino en la Comunidad de Madrid-, en colaboración con Brinzal, ONG que hace la supervisión veterinaria, y los agentes forestales de la Comunidad de Madrid, quienes comprueban que todo el proceso se realiza sin incidencias.

Han estado tutelados para seguir su evolución y se ha comprobado que han conseguido volar

Los halcones peregrinos se alimentan de aves. No bajan al suelo a cazar mamíferos, sino que lo hacen al vuelo y son excelentes controladores de la fauna avícola. Depredan sobre todo palomas urbanas y cualquier otro tipo de ave común. Desde que esta pareja habita en el Hospital 12 de Octubre, la zona está despejada de aves de este tipo, evitando crecimientos poblacionales descontrolados.

Segunda experiencia de anidamiento en el 12 de Octubre 
Esta experiencia de anidamiento es la segunda del Hospital 12 de Octubre con aves rapaces, ya que en 2014 hubo una primera de la que se tiene constancia documentada. En ese momento se colocó una caja-nido en la misma zona para facilitar la reproducción, en colaboración con la Asociación de Cetrería y Conservación de Aves Rapaces y el Grupo de Rehabilitación de la Fauna Autóctona y su Hábitat, pero no consiguieron criar.

Deja un comentario