Calidad del aire en Madrid en el año 2021: se acaba la tregua pandémica


Madrid volvió a ser la única ciudad de España en incumplir el valor límite anual para NO2 fijado por la UE 

el Mirador
Por Juan Bárcena, experto en calidad del aire y redactor del informe ‘La calidad del aire en la ciudad de Madrid durante 2021‘ para Ecologistas en Acción Madrid
Ecologistas en Acción presentó el pasado día 12 de enero su informe anual sobre la calidad del aire en la ciudad de Madrid durante el año 2021. En este informe, se analizan los registros recogidos por las 24 estaciones de medición de la contaminación repartidas por toda la capital, para diversos contaminantes, y se comparan con los valores límite establecidos por la legislación europea de calidad del aire, así como con los valores recomendados por la Organización Mundial de la Salud (OMS), más estrictos, para una adecuada protección de la salud humana.

En términos generales, los valores de contaminación por dióxido de nitrógeno (NO2) de 2021 fueron bajos en comparación con la serie histórica, si bien fueron algo más elevados que los de 2020. Es claro que los niveles de contaminación en la capital durante los dos últimos años estuvieron muy condicionados por las condiciones provocadas por la situación pandémica, en particular las limitaciones impuestas ala movilidad. Así, la contaminación por NO2 en Madrid durante 2021 fue un 26% inferior al valor medio registrado entre 2010-2019, mientras que en 2020 la reducción registrada fue mayor, del 31%.

«Los valores de contaminación por dióxido de nitrógeno (NO2) de 2021 fueron bajos en comparación con la serie histórica»

No obstante, Madrid volvió a ser la única ciudad de España en incumplir en 2021 el valor límite anual para NO2 fijado por la UE (por el registro alcanzado en la estación de Plaza Elíptica), acumulando así 12 años consecutivos de incumplimiento legal. Es importante destacar que, atendiendo a la evolución mensual, los valores de 2021 fueron sensiblemente inferiores a los de los meses comparables de los años prepandémicos hasta el mes de septiembre, pero esto ya no fue así durante el último trimestre del año, en el que se apreció un incremento de la contaminación en la capital, y la vuelta a los valores ‘normales’, incluyendo la activación del protocolo de actuación ante episodios de elevada contaminación, que se produjo durante tres días del mes de diciembre.

Valores medios anuales de NO2 (2021). (Fuente: figura extraída del informe con permiso de Ecologistas en Acción Madrid).

Aunque la calidad del aire en Madrid ha mejorado en los últimos años, por la puesta en marcha de Madrid Central primero y los efectos de la pandemia después, no hay justificación para la falta de ambición: la OMS actualizó en septiembre de 2021 sus valores recomendados de calidad del aire, para una adecuada protección de la salud humana, fijando unos nuevos estándares recomendados considerablemente más estrictos que los anteriores (que databan del año 2006). Además, la UE se encuentra en proceso de revisión de su propia legislación, con el compromiso proclamado de que los nuevos valores límite legales confluirán con dichos valores recomendados por la OMS. Así, de acuerdo a estos nuevos valores de referencia, prácticamente la totalidad de las estaciones de la capital rebasan ampliamente tanto los nuevos valores para el NO2, como para las partículas en suspensión. Por lo tanto, resulta necesario avanzar con decisión en una mayor limitación de las emisiones contaminantes, en especial las debidas al tráfico.

«Durante el último trimestre del año 2021 se apreció un incremento de la contaminación por NO2 en la capital»

A pesar de las condiciones favorables por la reducción de la movilidad ligada a los confinamientos, Madrid ha incumplido la legislación europea de calidad del aire tanto en 2020 como en 2021, por las superaciones producidas en la estación de Plaza Elíptica. Pero, aunque las vulneraciones se hayan producido únicamente en dicha estación, esto no significa que solo existan problemas de contaminación en ese punto de la ciudad. La estación de Plaza Elíptica es representativa de una zona afectada por una importante vía de acceso a la ciudad de Madrid, la A-42. Pero este mismo problema (si no peor) se sufre también en otras zonas influidas por importantes vías de acceso a la ciudad, como en el entorno de la A-5, que no quedan registradas por carecer de una estación de medición en sus proximidades.

Valores medios anuales de contaminación por partículas (Fuente: figuras extraídas del informe con permiso de Ecologistas en Acción Madrid).

Esto significa también que las medidas a tomar para resolver el problema de la calidad del aire en Madrid se deben extender a la totalidad de dichas zonas. No vale sólo con tomar unas tímidas medidas cosméticas en los alrededores de una estación conflictiva, que es lo que acaba de hacer el gobierno municipal con su ‘ZBEDEP Plaza Elíptica’, que afectará sólo a vehículos sin etiqueta (coches gasolina de más de 22 años y coches diésel de más de 16 años) de fuera del municipio de Madrid, que suponen una proporción insignificante del tráfico diario en la zona.

«Las medidas a tomar para resolver el problema de la calidad del aire en Madrid se deben extender a la totalidad de dichas zonas»

Madrid acumula ya doce años consecutivos (2010-2021) de vulneración de los valores límite legales para NO2. La Comisión Europea abrió en 2014 un procedimiento de infracción y acabó llevando a España ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) en julio de 2019 por el «incumplimiento sistemático» de los valores límite legales de NO2 tanto en Madrid como Barcelona. Los países en la misma situación legal han redoblado esfuerzos (Londres, París, Milán, etc.). En Madrid se ha hecho lo contrario, por ejemplo, relajando las condiciones de funcionamiento de Madrid Central.

Contaminación por ozono. (Fuente: tabla extraída del informe con permiso de Ecologistas en Acción Madrid).

El TJUE ha anunciado la vista del juicio a España el día 10 de febrero. En esta situación, no cabe esperar otra cosa que una rotunda condena, que finalmente nos abocará a una cuantiosa multa si no se produce un urgente cambio de rumbo en la gestión de la calidad del aire de la ciudad.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s