La cantería, una huella imborrable en la Sierra

En las canteras cohabitan aves, reptiles y anfibios.A. L. Casanova/. El naturista y escritor Julio Vías recuerda y rememora uno de los oficios más tradicionales de la Sierra de Guadarrama y lo hace de la mano de un conocido cantero de la zona, concretamente de Alpedrete, hablamos de Cándido Muñoz, ‘el Segoviano’. La crisis de la construcción ha abocado al cierre de muchas de las canteras existentes en el Guadarrama, sin embargo esta actividad ha dejado en el paisaje una huella imborrable. Vías nos acerca a través de su blog, hoy en día convertidos en ‘valiosos refugios de biodiversidad’.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s