Fotografía naturalista III

Nos centramos en esta nueva entrega en la fotografía de insectos en su medio natural

`En ruta´
Por Felipe Colorado Lobo

No tengo demasiadas fotos definidas y de gran formato de pájaros. Problema: salvo que montemos un posadero-comedero cerca de nuestra cámara, ellos siempre volarán a cierta distancia, cambiarán de posición con rapidez y se situarán por encima de nuestras cabezas. Para mí el auténtico safari fotográfico lo proporcionan los insectos. Con paciencia, pantalones largos y una cámara con macro normalita podemos ser partícipes de situaciones apasionantes. 

Fotografía de aproximación

Cuando disparábamos a animales grandes, el tamaño no importaba. Aquí es esencial, o más bien la ratio, la escala a que queda el insecto sobre el sensor. Nosotros solo debemos preocuparnos de acercarnos lo más posible al modelo, tanto físicamente como con el zoom, manteniendo el enfoque. Los ojos son demasiado pequeños en este caso, deberemos centrarnos en la cabeza, tórax o alas si poseen bellos colores. Hemos de saber que la reducción en la profundidad de campo es extrema en este tipo de fotografía y una distancia de un milímetro puede separar la parte nítida de la absolutamente fuera de foco.

Los ojos son demasiado pequeños en este caso, deberemos centrarnos en la cabeza

Como comentamos en el artículo anterior, un cierto desenfoque de movimiento puede resultar dinámico e interesante. Técnica muy querida por Frans Lanting que realiza auténticas abstracciones. Es difícil fotografiar una mariposa en vuelo, pero si la captamos en pleno despegue, obtendremos una maravilla de color centrifugado. No es el caso de la imagen adjunta donde he recogido el instante previo, congelando el movimiento.

Elección de fondos

 La elección de fondos es crucial. Ya experimentamos los nefastos fondos artificiales de los zoos frente a los más naturales de los centros de fauna. Aquí nosotros elegimos, sabiendo que estos animalitos suelen frecuentar zarzales, suelos enfangados y lugares donde los humanos realizan sus necesidades. Deberemos cuidar donde pisamos y apoyamos rodilla y evitar pantalón corto si no queremos acabar como un eccehomo. Ya lo dice Frans Lanting comentando alguna de sus tomas de garcetas e ibis: tras la apacible y relajante imagen, está un autor empapado en sudor y acribillado por enjambres de mosquitos.

Telarañas, humedales y márgenes de ríos

Encontrar una buena telaraña es garantía de que su tejedora anda cerca, pero cuidado, a veces las arañas son muy laboriosas y tienden varias en un mismo sitio, ojo con los desplazamientos. No es raro hallarlas `congelando´ la comida dentro de paquetes de seda a gran velocidad. Los humedales, pantanos…, son un magnífico lugar para ver aves acuáticas, patos, ánades, estas si, agradecidas de fotografiar.

Los humedales, pantanos…, son un magnífico lugar para ver aves acuáticas

Las trochas entre la vegetación riparia, en las orillas de arroyos y ríos, bullen en primavera y verano de odonatos. Libélulas y caballitos del diablo nos ignorarán si pasamos desapercibidos en nuestro `purgatorio fotográfico´, regalándonos momentos irrepetibles como la exhibición de sus alas tornasoladas o el romanticismo de su cópula.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s